Planes de atención de enfermería para el labio leporino y el paladar hendido

Planes de atención de enfermería para el labio leporino y el paladar hendido

El labio leporino y el paladar hendido es un defecto causado por la falta de fusión del tejido blando y óseo en el útero. Estos pueden ocurrir individualmente o juntos y a menudo ocurren con otras anomalías congénitas como espina bífida, hidrocefalia o defectos cardíacos. Las deformidades del labio leporino pueden ocurrir de forma unilateral, bilateral o rara vez, en la línea media. El tratamiento consiste en la reparación quirúrgica, generalmente del labio primero entre las 6 y 10 semanas de edad, seguida del paladar entre los 12 y los 18 meses de edad. Los procedimientos quirúrgicos dependen de la condición del niño y de la preferencia del médico. El manejo implica un enfoque multidisciplinario que incluye al cirujano, pediatra, enfermero , ortodoncista, prostodoncista, otorrinolaringólogo y logopeda.

Planes de cuidados de enfermería

Los objetivos de enfermería para los pacientes con labio leporino y paladar hendido incluyen mantener una nutrición adecuada, aumentar el afrontamiento familiar, reducir la ansiedad y la culpa de los padres con respecto a los defectos físicos del recién nacido y preparar a los padres para la futura reparación del labio leporino y el paladar hendido.

Aquí hay seis (6) diagnósticos de enfermería y planes de atención de enfermería (PAE) para el labio leporino y el paladar hendido:

Despeje ineficaz de las vías respiratorias

Diagnóstico de enfermería

Puede estar relacionado con

Posiblemente evidenciado por

  • Ruidos respiratorios anormales
  • Cianosis
  • Disnea
  • Edema posoperatorio
  • Tos productiva / no productiva
  • Cambios en la frecuencia respiratoria y la profundidad
  • Taquipnea

Resultados deseados

  • El bebé mantendrá las vías respiratorias despejadas, como lo demuestran los ruidos respiratorios claros, la frecuencia respiratoria de 20 a 30 respiraciones por minuto, la ausencia de cianosis y la dificultad respiratoria.
Intervenciones de enfermeríaRazón fundamental
Evalúe la frecuencia respiratoria, la profundidad y el esfuerzo del bebé.La aspiración de secreciones o leche puede causar taquipnea.
Evaluar el color de la piel y el relleno capilar.La decoloración azulada de la piel o el llenado capilar prolongado se deben a la disminución de la oxigenación producida por el defecto.
Valorar la distensión abdominal.El bebé puede tragar un exceso de aire durante la alimentación con biberón, provocando una distensión abdominal que puede resultar en una presión hacia arriba sobre el diafragma y los pulmones, comprometiendo así la respiración.
Coloque al bebé en un asiento para bebés entre 30 ° y 45 °.Esta posición evita que la lengua del bebé caiga hacia atrás y obstruya las vías respiratorias.
Coloque al bebé en posición vertical durante la alimentación y eleve la cabecera de la cuna 30 ° después.Tal posición evita la aspiración de leche.
Proporcione succión oral y nasal según sea necesario.El propósito de la succión es mantener las vías respiratorias abiertas y mejorar la oxigenación al eliminar el exceso de líquidos y secreciones en la cavidad oral y nasal .
Alimente al bebé lentamente y eructe con frecuencia.Eructar con frecuencia durante la alimentación reducirá la regurgitación y evitará la ingestión excesiva de aire.
Proporcione tetinas o dispositivos de alimentación especiales, como un comedero para palomas con válvula unidireccional.La alimentación puede funcionar mejor con biberones o tetinas especiales con una base más ancha.

Nutrición desequilibrada: menos que los requisitos corporales

Diagnóstico de enfermería

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR:   Planes de atención de enfermería para cáncer de pulmón

Puede estar relacionado con

  • Incapacidad para ingerir alimentos.

Posiblemente evidenciado por

  • Presencia de labio leporino / paladar hendido
  • Dificultad para chupar
  • Cavidad bucal inflamada
  • Mala alimentación
  • Bajo peso
  • Debilidad de los músculos para tragar

Resultados deseados

  • El recién nacido exhibirá un estado nutricional adecuado para mantener el crecimiento y la curación.
Intervenciones de enfermeríaRazón fundamental
Evalúe la capacidad de succión y deglución del bebé.El bebé con labio leporino o paladar hendido puede encontrar un desafío para iniciar la alimentación con el pecho y el biberón debido a la capacidad de succión deteriorada y, por lo tanto, comprometiendo la nutrición.
Controle la ingesta diaria de calorías y líquidos.El registro de la ingesta diaria determinará si el bebé está satisfaciendo las necesidades nutricionales o si es necesario ajustar el método de alimentación (será necesaria una sonda gástrica).
Registre el peso diario del bebé.La documentación del peso diario evalúa si el patrón de alimentación es exitoso o necesita ser ajustado.
Eduque a la madre sobre cómo masajear sus senos y pezones antes de amamantar al bebé.El masaje de los senos y los pezones hará que la leche fluya libremente cerca de la superficie para una succión cómoda y endurecerá los senos, lo que permitirá que el bebé sostenga el pezón en la boca .
Indique a la madre que aplique presión en la areola con los dedos, guíe el pezón hacia el costado de la boca del bebé y manténgalo allí durante la alimentación.Sostener el pezón en la boca del bebé le permite amamantar con las encías en lugar de succionar si succionar es difícil.
Fomente los eructos frecuentes después de comer.Cuando un bebé bebe de un biberón, puede tragar un poco de aire, que baja al estómago junto con la leche o la fórmula, por lo que eructar ayudará a evitar que esto suceda.
Sostenga al bebé en una posición erguida o sentada mientras lo alimenta.Una posición erguida o sentada mejora la deglución y evita que la leche atraviese el defecto y salga de la cavidad nasal, reduciendo así el riesgo de aspiración.
Una alternativa es que la madre se extraiga los senos y alimente al bebé con un biberón.La extracción de leche materna satisface el deseo de la madre de amamantar y proporciona una excelente fuente de nutrición.
Indique a la madre que alimenta con biberón que use un poco de cereal para espesar la leche.La leche más espesa facilitará la deglución debido al aumento del flujo por gravedad que provoca.
Abstenerse de quitar la tetina del biberón de la boca del bebé a menos que sea necesario.Quitar el pezón puede hacer que el bebé llore, lo que dificulta la alimentación.

Ansiedad

Diagnóstico de enfermería

  • Ansiedad
TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR:   Planes de atención de enfermería para el síndrome nefrótico

Puede estar relacionado con

  • Crisis situacional de defecto congénito del lactante.

Posiblemente evidenciado por

  • Respuesta al infante imperfecto (conmoción, negación y dolor ).
  • Reacción severa a la apariencia de un bebé con un defecto facial.
  • Expresión de culpa, reproche e impotencia.
  • Sentimientos de insuficiencia e incertidumbre.
  • Preocupado y ansioso por la inminente cirugía.

Resultados deseados

  • La familia informará una disminución de los niveles de ansiedad con respecto a la condición del bebé.
Intervenciones de enfermeríaRazón fundamental
Evaluar el nivel de ansiedad y la necesidad de información. Pida a los padres que clasifiquen los sentimientos de ansiedad como ninguno, leve, moderado, severo o sentimientos de pánico.Proporciona información para aliviar la ansiedad manifestada por la apariencia del bebé al nacer con un nivel que aumenta con la ubicación y la extensión del defecto.
Fomente la expresión de inquietudes y preguntas sobre la afección, para discutir los sentimientos sobre la apariencia del bebé.Proporciona un entorno propicio para desahogar los sentimientos para facilitar la adaptación al defecto del bebé.
Proporcione un entorno y una actitud de aceptación y maneje al bebé de una manera amable y cariñosa.Promueve la confianza y transmite a los padres que el bebé es un bebé humano valioso que merece amor y cuidado.
Comuníquese con los padres de manera tranquila y honesta, analice los procedimientos quirúrgicos para la corrección de los defectos utilizando imágenes y modelos, y permita ver imágenes de niños con una reparación exitosa de los defectos.Promueve un ambiente tranquilo y de apoyo para reducir la ansiedad e infundir esperanza.
Permita que los padres se queden con el bebé y anímelos a ayudar en el cuidado según corresponda.Reduce la ansiedad y promueve la vinculación que puede verse bloqueada por la apariencia del bebé.
Enfatice las características positivas del bebé al proporcionar información.Promueve sentimientos positivos por el bebé.
Sugiera visitas a padres que tengan un hijo con un defecto similar.Brinda apoyo e información para reducir la ansiedad.
Informe a los padres sobre las edades habituales para la reparación del labio leporino y / o el paladar hendido, las etapas de la cirugía y el tipo de procedimiento realizado.Proporciona información para reducir el miedo y la ansiedad y saber qué esperar.

Conocimiento deficiente

Diagnóstico de enfermería

Puede estar relacionado con

  • Falta de información sobre cuidados preoperatorios
  • Falta de información sobre la alimentación y el procedimiento quirúrgico para corregir el defecto.

Posiblemente evidenciado por

  • Solicitud de información sobre causa de defectos, técnicas de alimentación, prevención de complicaciones por defectos preoperatoriamente

Resultados deseados

  • La familia obtendrá un mayor conocimiento sobre los cuidados preoperatorios del lactante.
Intervenciones de enfermeríaRazón fundamental
Evaluar la capacidad de los padres para alimentar al bebé con un defecto y la aceptación de los métodos utilizados, el conocimiento, la causa y el tipo de defectos, las necesidades y cuidados preoperatorios, la capacidad del bebé para tragar.Proporciona información sobre un defecto que puede ser hereditario o congénito, parcial o completo, hendidura unilateral o bilateral del labio y / o paladar, estado nutricional adecuado y ausencia de infección antes de que se realice la cirugía.
Informe a los padres sobre el momento general de la reparación quirúrgica y qué esperar del recién nacido. Muéstreles fotografías de bebés antes y después de la reparación quirúrgica.Si el peso del bebé es óptimo y no tiene otras anomalías neonatales, puede someterse a una cirugía para reparar un labio leporino poco después del nacimiento; esto puede minimizar la vergüenza o la vergüenza de los padres. La cirugía también puede realizarse en 2 a 3 meses o hasta en 8 meses para permitir la vinculación y descartar otras anomalías congénitas. El paladar hendido se puede reparar en dos pasos entre los 12 y los 16 meses; o la reparación del paladar blando puede proceder en 6 a 18 meses y la reparación del paladar duro, hasta los 5 años de edad. El momento de los procedimientos está relacionado con los cambios normales del crecimiento y la reparación por lo general tiene lugar antes del desarrollo del habla.
Enseñe y observe a los padres a sostener al bebé mientras lo alimenta con la cabeza en posición vertical, use un pezón o un dispositivo de alimentación, permita que el alimentador controle el flujo o que el bebé extraiga la fórmula, aplique una presión suave y constante en el fondo del biberón y evite quitarse el pezón con frecuencia; Instruya el método de alimentación que se utilizará en el posoperatorio.Mantener la cabeza erguida reduce la posibilidad de aspiración, una presión en la base del biberón evita la asfixia o la tos, se utilizan tetinas o dispositivos especiales porque la hendidura interfiere con la capacidad de succionar y el líquido a menudo fluye hacia la nariz cuando se toma en la boca. el uso de un pezón estimula el desarrollo de los músculos de succión.
Enseñe y observe cómo alimentarse lentamente y en pequeñas cantidades, eructar con frecuencia y extender el pezón o el dispositivo de alimentación hasta la boca.Evita la asfixia, la distensión abdominal, un posible flujo de líquido hacia la nariz o aspirado hacia los pulmones provocando neumonía u otitis media o infecciones de las vías respiratorias superiores.
Informe a los padres que la alimentación no debe durar más de 20 a 30 minutos.Las alimentaciones prolongadas pueden agotar la energía del bebé y causar fatiga .
(Instruir sobre el uso y cuidado del dispositivo de ortodoncia preoperatorio [molde de paladar de plástico] para un bebé con paladar hendido, lo que incluye retirarlo y limpiarlo diariamente, reemplazarlo y evitar que el bebé extraiga el paladar).Promueve la alineación del maxilar y los sonidos del habla más normales y evita que los alimentos ingresen a la cavidad nasal.
Indique a los padres que se limpien los labios, la cavidad bucal y la nariz con agua antes y después de la alimentación.Previene infecciones o lesiones cutáneas con labio leporino o paladar hendido.
Enseñe a los padres a evitar la posición boca abajo y a colocar al niño boca arriba o de costado (use los brazos para sujetar los brazos, use una taza para alimentar si se va a reparar el paladar, alimente en posición vertical si se va a realizar la reparación de los labios durante el período preoperatorio).Prepara al niño para los tratamientos que se realizarán en el posoperatorio.
Informar a los padres sobre el procedimiento para la corrección de defectos, los medicamentos y los procedimientos realizados para preparar al bebé para la cirugía, qué esperar después de la operación.Prepara a los padres para la corrección quirúrgica de defectos y qué esperar durante la convalecencia.

Afrontamiento familiar comprometido

Diagnóstico de enfermería

  • Afrontamiento familiar comprometido

Puede estar relacionado con

  • Información inadecuada y desorganización familiar temporal provocada por defectos y corrección futura.

Posiblemente evidenciado por

  • Expresión de preocupación por los defectos.
  • cuidados a largo plazo necesarios para un resultado satisfactorio
  • Confirmación de la preocupación por el crecimiento y desarrollo normales.
  • Asistencia y apoyo familiar limitados

Resultados deseados

  • La familia aumentará la capacidad de afrontamiento de la condición y las necesidades de cuidado del bebé.
Intervenciones de enfermeríaRazón fundamental
Evaluar los métodos de afrontamiento de la familia utilizados y su eficacia; capacidad de la familia para hacer frente a un niño que necesita cuidados y orientación a largo plazo; estrés en las relaciones familiares; nivel de desarrollo de una familia; percepción de una situación de crisis por parte de la familia, respuesta de los hermanos.Proporciona información que identifica los métodos de afrontamiento que funcionan y necesitan desarrollar nuevas habilidades de afrontamiento, las actitudes familiares afectan directamente el sentimiento de autoestima del niño, un niño con necesidades especiales puede fortalecer o tensar las relaciones familiares.
Anime a los miembros de la familia a expresar áreas problemáticas y explorar soluciones juntos.Reduce la ansiedad y mejora la comprensión; brinda la oportunidad de identificar problemas y estrategias de resolución de problemas.
Ayude a los miembros de la familia a identificar 3 mecanismos de afrontamiento saludables que puedan utilizar.Empodera a la familia para encontrar la solución adecuada para ellos.
Ayudar a la familia a establecer metas a corto y largo plazo para el niño y la importancia de integrar al niño en las actividades familiares.Promueve la participación y el control sobre las situaciones y mantiene el rol de los padres.
Anime a seguir las rutinas del hogar y a satisfacer las necesidades del niño con la participación de los miembros de la familia.Aumenta el sentido de seguridad y de pertenencia del niño.
Brinde comentarios positivos a la familia y elogie los esfuerzos de la familia en el desarrollo de técnicas de afrontamiento y resolución de problemas en el cuidado del niño.Anime a la familia a seguir participando en el cuidado a largo plazo.
Enséñele a la familia que el comportamiento sobreprotector puede obstaculizar el crecimiento y el desarrollo y que trate al niño con la mayor normalidad posible.Mejora la comprensión familiar de la importancia de hacer del niño uno más de la familia y los efectos adversos de la sobreprotección del niño.

Riesgo de lesiones

Diagnóstico de enfermería

Puede estar relacionado con

  • Cirugía

Posiblemente evidenciado por

  • [no aplica]

Resultados deseados

  • El bebé no sufrirá lesiones en la incisión.
  • El bebé estará libre de trauma, acumulación de sustancias, infección.
Intervenciones de enfermeríaRazón fundamental
Evalúe la línea de sutura en busca de limpieza, enrojecimiento, hinchazón o frecuencia de drenaje.Proporciona información que indica una posible infección y la necesidad de limpiar la fórmula o el drenaje.
Valorar la dificultad respiratoria después de una cirugía de paladar.Controla la respiración a través de una vía respiratoria más pequeña causada por el edema y la respiración por la nariz.
Limpie el sitio de sutura de la reparación del labio con una gasa o un aplicador con punta de algodón con solución salina, aplique ungüento después de la limpieza según lo prescrito; enjuague la boca con agua antes y después de cada comida.Elimina material para prevenir la inflamación o desprendimiento y el resultado cosmético final esperado.
Proporcione humidificación de aire o colóquelo en una tienda de niebla durante un período breve después de la cirugía, según se ordenó.Disminuye la sequedad de la boca y las membranas mucosas de la nariz.
Monitoree el dispositivo protector labial pegado con cinta adhesiva en el sitio operatorio.Relaja la zona y evita la tensión en las suturas provocada por el movimiento facial o el llanto.
Proporcionar analgésicos recetados para el dolor , abrazar, abrazar o mecer al niño, anticipar las necesidades para evitar el llanto.Promueve la comodidad y previene el llanto causado por el dolor que crea tensión en la línea de sutura.
Aplique restricciones suaves en los codos y quítelas periódicamente para realizar ROM en los brazos y permitir algo de movimiento y sujeción; un niño puede necesitar una chaqueta de sujeción para evitar que se vuelque.Evita que el niño toque o lesione el lugar de la operación.
Retire los objetos afilados o juguetes, evite el uso de tenedores, pajitas u otros objetos puntiagudos.Evita traumatismos en la boca y la línea de sutura.
Alimente con una taza o cuchara si se realizó la reparación del paladar; Evite colocar una cuchara en la boca.Evita daños en la línea de sutura.
Acompañe al niño cuando juegue o deambule.Evita los traumatismos provocados por caídas accidentales.
Enseñe a los padres sobre la limpieza del lugar de la sutura y la aplicación de un ungüento antibiótico .Previene infecciones y mejora la comodidad y la cicatrización.
Enseñe a los padres el método de alimentación del bebé y permita que practiquen la técnica adecuada usando un tubo suave de jeringa en la boca lejos de cualquier línea de sutura o usando una taza para un niño mayor.Promueve la nutrición después de la cirugía sin succionar un pezón.
Instruya a los padres sobre las inclusiones de dietas blandas y sobre cómo evitar tostadas, galletas duras o alimentos, según se indique.Aporta las necesidades nutricionales hasta que las incisiones cicatrizan por completo.
Explíqueles a los padres y al niño que deben mantener las manos y los objetos alejados de la boca o que mantengan el uso de las sujeciones al retirarlas hasta que cicatrice la incisión.Evita traumatismos en la línea de sutura.
Aconsejar a los padres que no permitan que el niño juegue con juguetes pequeños o afilados o que requieran chupar o soplar; sugiera juguetes blandos y de peluche para un bebé.Elimina la posibilidad de introducir un juguete en la boca o dañar la incisión.
Explique a los padres que los patrones de alimentación habituales se pueden reanudar en 2 semanas para la reparación de los labios o en 4 a 6 semanas para la reparación del paladar.Proporciona un tiempo estimado basado en la extracción y cicatrización de la sutura para reanudar la alimentación con biberón regular o volver al estado dietético inicial.

Ver también

También te pueden gustar las siguientes publicaciones y planes de atención:

Planes de atención materna y neonatal

Planes de cuidados de enfermería relacionados con el cuidado de la gestante y su bebé. Ver planes de atención de maternidad y enfermería obstétrica:

Deja un comentario