Deterioro parental

Deterioro parental

Definición del diagnóstico enfermero NANDA-I

Incapacidad del cuidador principal para crear, mantener o recuperar un entorno que promueva el óptimo crecimiento y desarrollo del niño.

Características definitorias

  • Debe evaluarse el ambiente en el hogar en cuanto a seguridad antes de dar de alta al niño: ubicación del baño, acceso al agua, instalaciones de la cocina y barreras del entorno (p. ej., escaleras, anchura de las puertas)
  • Conductas de crianza inapropiadas o no educativas
  • Falta de conducta indicativa de vinculación parental
  • Manejo incoherente del comportamiento
  • Cuidados inconsistentes
  • Verbalización frecuente de insatisfacción o disgusto con el bebé/niño
  • Verbalización de frustración con el rol parental
  • Verbalización de ineptitud percibida o real
  • Estimulación visual, táctil o auditiva del bebé escasa o inapropiada
  • Indicios de maltrato o descuido del niño
  • Dificultades de crecimiento y desarrollo en el bebé/niño

Factores relacionados

Personas o familias que pueden correr el riesgo de desarrollar o experimentar dificultades en la crianza

Padres

  • Recursos económicos
  • Agresividad
  • Monoparentalidad
  • Discapacidad grave
  • Drogadicción
  • Trastorno psiquiátrico
  • Adolescencia
  • Víctima de accidente
  • Enfermedad terminal
  • Alcoholismo

Niño

  • Fruto de un embarazo no deseado
  • Discapacidad mental
  • Características no deseadas
  • Del sexo no deseado
  • Con una enfermedad terminal
  • Discapacidad física
  • Con características hiperactivas

Situacionales (personales, ambientales)

Relacionados con interrupción del proceso de vinculación afectiva secundaria a:

  • Enfermedad (del niño, del padre/madre)
  • Encarcelamiento
  • Reubicación/cambio en el entorno cultural

Relacionados con separación de la familia nuclear

Relacionados con falta de conocimientos

Relacionados con cuidadores o técnicas incoherentes

Relacionados con problemas de relación (especificar):

  • Desavenencias conyugales    
  • Cohabitación
  • Padrastro/madrastra      
  • Separación
  • Divorcio       
  • Reubicación

Relacionados con poco apoyo externo o familia socialmente aislada

Relacionados con falta de modelo de rol disponible

Relacionados con adaptación ineficaz ante factores estresantes asociados a:

  • Enfermedad          
  • Abuso de sustancias
  • Problemas económicos
  • Cuidado de ancianos
  • Un nuevo hijo        

De maduración

Padre/madre adolescentes

Relacionados con el conflicto de satisfacer las propias necesidades antes que las del niño

Relacionados con antecedentes de relaciones ineficaces con los propios padres

Relacionados con antecedentes de los padres de relación de maltrato con sus padres

Relacionados con expectativas no realistas que el padre/madre tiene del hijo

Relacionados con expectativas no realistas que el padre/madre tiene de sí mismo(a)

Relacionados con expectativas no realistas que el hijo tiene de sus padres

Relacionados con necesidades psicosociales del hijo no satisfechas por su padre/madre

El entorno familiar debe satisfacer las necesidades básicas para el crecimiento y desarrollo físico del niño: estimulación del potencial emocional, social y cognitivo; refuerzo constante y estable para aprender a controlar los impulsos, el papel de los padres es proporcionar dicho ambiente. La mayoría de las dificultades de los padres provienen de la falta de conocimiento o la incapacidad para manejar constructivamente factores estresantes. La capacidad de ser un padre eficaz está en alto riesgo cuando el niño o padre tiene una condición que aumenta el estrés en la unidad familiar (p. ej., enfermedad, problemas económicos) (*Gage, Everett y Bullock, 2006).

El Deterioro parental describe a un padre que tiene dificultad para crear o continuar un ambiente de crianza para un niño. El Conflicto del rol parental describe a uno o ambos progenitores cuyo funcionamiento anteriormente eficaz peligra por factores externos. En determinadas situaciones, como en caso de enfermedad, divorcio o segundas nupcias, es de esperar una confusión y conflicto en los roles; por tanto, el Riesgo de deterioro parental sería útil. En la actualidad, el Riesgo de deterioro parental no es un diagnóstico enfermero aprobado por la NANDA-I.

Objetivos NOC

Desempeño de los padres; específico de la edad (p. ej., adolescente, niño pequeño); desarrollo infantil; cese de abuso; recuperación del abuso.

TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR:   Riesgo de aspiración

El padre/madre o principal cuidador muestra dos habilidades efectivas para aumentar la eficacia del cuidado de los hijos, evidenciado por los siguientes indicadores:

  • Reconoce un problema con sus habilidades parentales.
  • Identifica los recursos disponibles para mejorar las habilidades parentales culturalmente significativas.

Intervenciones NIC

Dirección anticipada; orientación; mejora del desarrollo; apoyo familiar; terapia familiar; fomento de la crianza de los hijos; integridad familiar: promoción.

Animar a los padres a expresar sus frustraciones con respecto a las responsabilidades derivadas del desempeño del rol, la crianza de los hijos o ambas

  • Transmitir empatía.
  • No hacer juicios.
  • Transmitir/ofrecer información educativa basada en la valoración.
  • Ayudar a fomentar expectativas realistas.
  • Fomentar el análisis de los sentimientos referentes a expectativas no cumplidas.

 Analizar estrategias individualizadas, alcanzables y adecuadas culturalmente (p. ej., hablar con el cónyuge, el hijo; establecer objetivos personales).

Educar a los padres sobre el crecimiento y desarrollo normales y los comportamientos esperados según la edad

  • Véase Retraso en el crecimiento y desarrollo.

Explorar con los padres el comportamiento problematico del niño

  • Frecuencia, duración, contexto (cuándo, dónde desencadenantes).
  • Consecuencias (atención de los padres hacia el niño, disciplina, respuestas in coherentes).
  • Comportamiento deseado por los padres.

Analizar los lineamientos para fomentar el comportamiento aceptable en los niños (Hockenberry y Wilson, 2015)

  • Transmitir al niño que es amado.
  • El refuerzo positivo es una técnica de disciplina eficaz y recomendada en todas lasedades.
  • Redireccionar es efectivo desde los lactantes hasta los niños en edad escolar, mientrasque la instrucción o las explicaciones verbales son más eficaces en niños de edad escolar y en adolescentes.
  • Establecer expectativas realistas para el comportamiento con base en el nivel de conocimiento y desarrollo del niño.
  • Al reprender al niño, enfóquese en el mal comportamiento o acción, sin insinuar que elniño es malo.
  • Estar atento a los escenarios potenciales en los cuales el niño podría comportarse mal,como por ejemplo que el niño esté cansado o sobreexcitado. Cambiar las condiciones cuando pueda o cuente con estrategias para minimizar el mal comportamiento.
  • Ayudar al niño a desarrollar técnicas de autocontrol.
  • Demostrar y discutir los comportamientos sociales aceptables y esperados.
  • Minimizar el mal comportamiento ignorando las transgresiones menores que eventualmente detendrán el acto o el comportamiento (Ball, Bindler, y Cowen, 2015).
  • Hacer promesas sólo cuando pueda cumplirlas (Ball y cols., 2015).

Explicar la técnica disciplinaria de “Tiempo fuera” (Ball y cols., 2015)

  • “Tiempo fuera”, se refiere a una técnica de disciplina que coloca al niño en un áreadesignada y aislada. Esta área no incluye juguetes o juegos y sirve como consecuencia de un comportamiento indeseable. Por lo regular, el tiempo recomendado es de un minuto por año de edad.
TAMBIEN TE PUEDE INTERESAR:   Riesgo de intoxicación

 El tiempo fuera proporciona un período de reflexión para el niño y el padre.

  • Explicar al niño qué esperar del tiempo fuera, así como la razón de que esté en tiempofuera.
  • Iniciar el cronómetro sólo cuando el niño se mantenga en silencio y restablecer el cronómetro para demostrar qué ocurre durante el tiempo fuera.
  • Asegurarse de que la persona reduzca al mínimo las distracciones mientras el niño estáen el tiempo fuera (p. ej., apagar la televisión o asegurarse de que no pueda verla ni escucharla).

Reconocer las influencias culturales en los métodos disciplinarios de los padres/cuidadores (Ball y cols., 2015)

  • Los comportamientos esperados surgen de los valores y creencias culturales preexistentes de la familia.
  • El niño aprende valores culturales y funciones y comportamientos esperados a medidaque crece.
  • Las familias inmigrantes pueden enfrentar retos a medida que trabajan no sólo paracriar a su hijo en su cultura inherente sino también para adaptarse a la cultura a la cual han migrado.
  • Diferentes culturas colocan distintos niveles de importancia en diversos aspectos de lacrianza (p. ej., los abuelos como cuidadores activos, familias con un gran número de niños, responsabilidades que se espera del niño).

Reconocer y alentar los puntos fuertes de los padres/cuidadores en su papel de padre (Ball y cols., 2015)

  • Enfocarse en la competencia familiar.
  • Validar las emociones del integrante de la familia.
  • Ayudar a los integrantes de la familia a reconocer que pueden aportar experiencias devida positivas anteriores a su situación actual para hacer frente al problema de salud del niño.

Proporcionar directrices generales para la crianza de los hijos (Hockenberry y Wilson, 2015)

  • Ser consistente con las técnicas disciplinarias en cuanto al tipo de castigo para el tipode infracción.
  • Ser adaptable y flexible cuando se trate del comportamiento y el entorno del niño.
  • A medida que el niño crece, proporcionar privacidad para administrar el castigo a finde evitar la vergüenza pública.
  • Evitar la repetición del regaño o mencionar la infracción una vez que se haya cumplidoy resuelto el castigo por un incidente específico.
  • Mostrar unidad entre los padres/cuidadores cuando se trate de disciplina y comportamiento esperado.

 Seguir con los castigos y los detalles iniciales establecidos. Evitar distraerse.

  • Elogiar a los niños por el comportamiento aceptable o deseado.
  • Servir como un modelo para actuar de una manera que usted desee que su hijo actúe.
  • Hablar sobre la mala conducta en cuanto la descubra.
  • Establecer y explicar de manera clara y esperada las reglas sobre el comportamiento,teniendo en cuenta la edad del niño y el nivel de comprensión.

Iniciar las referencias apropiadas, según esté indicado

Deja un comentario